Tres apps que te convertirán en un as de la cocina

¿Quieres convertirte en un as de la cocina y dar las mejores cenas esta temporada para impresionar a tus amigos? Pues entonces necesitas estas tres apps.

 

Ya ha llegado la primavera y, con el calorcito, hay otra cosa que también ha llegado: nuestras ganas de invitar a gente a casa y hacer cenitas y comidas con los colegas #tolrato. Pero, claro, aquí pasa una cosa: todos vivimos estresados, y esas cenitas y comidas con los colegas son una especie de agujero negro en el que hay que invertir mucho pero que mucho tiempo con tal de obtener un resultado mínimamente aceptable. A ver, no estamos hablando de convertirnos en la nueva Isabel Preysler, diosa entre las diosas de la hospitalidad casera (siempre que tengas a mano a tu propio Ambrosio).

Estamos hablando más bien de que lleguen tus colegas, cenen (o coman) y a ti no se te caiga la cara de vergüenza. Para tal cosa, necesitarás simplemente un mínimo de pericia… y también la compañía de tu eterno escudero: tu smartphone. Por si no lo sabías todavía, el smartphone se ha convertido en una de las herramientas básicas de la cocina de los últimos años. Así que, para que estés completamente actualizado, aquí te presentamos tres aplicaciones que deberías tener instaladas en tu teléfono con tal de convertirte en un as de la cocina (y así impresionar a tus amiguis o a tus ligues o a lo que te dé la real gana).

 

Carrot1. CARROT. Esto es el sueño que todos hemos tenido siempre aunque no lo supiéramos. El funcionamiento de Carrot es tan jodidamente sencillo que asusta, así que atiende: lo único que tienes que hacer es abrir la app, introducir en su apartado “Nevera” todo lo que tengas en la nevera (e incluso en la despensa, que esto depende de cómo distribuye cada uno su cocina… que para eso es suya) y, a continuación, ir al apartado de “Comer” y disponerte a flipar lo más grande. Casi por arte de magia, verás cómo Carrot pone a tu disposición todo un conjunto de recetas que puedes hacer a partir de lo que tengas y, por si acaso quieres ir a hacer la compra, también añade otras recetas en las que falta un ingrediente requerido (ingrediente que, de hecho, puedes añadir al tercer apartado de la app, “Compra“, con tan solo un click). A partir de ahí, las recetas están explicadas de forma simple pero clarísima, e incluso te da la posibilidad de añadir a tu lista de “favoritos” y, poco a poco, ir formando un recetario a partir de lo que sueles tener en la nevera. ¿Es o no es un sueño hecho realidad? [Más información en la web de Carrot]

 

Bring!2. BRING! Hacer la compra es, definitivamente, lo que separa a aquellos a los que les gusta la cocina de los que se lo toman como algo expeditivo. Para los primeros, ir a hacer la compra es un placer puro y duro que consta de diversas partes: hacer la lista, perderse en los pasillos del súper, ir al mercado, ir a la frutería y, finalmente, ordenarlo todo en tu propia cocina. Para los segundos, más que una placer es algo que hay que hacer… y ya. Ambos, sin embargo, van a encontrar en Bring! a su nuevo mejor aliado. Al fin y al cabo, estamos hablando de la lista de la compra definitiva: la función básica de esta aplicación es que tengas una lista de la compra con un fuerte componente visual, de tal forma que construir la propia lista y más tarde ir tachando elementos a medida que los vas comprando sea algo fácil y sin complicaciones (incluso con cierto placer). Ahora bien, donde Bring! se convierte en algo maravilloso es en su posibilidad de tener diferentes listas (puedes hacerte una para esa fiesta que estás preparando u otra para esa cenita romántica que tienes en tres días) y, sobre todo, en la opción de compartir tu lista con otro usuario. Vamos, que tu pareja no tendrá más excusas para decir que no sabía que había que comprar esto o aquello: ¡oblígale a instalarse Bring! [Más información en la web de Bring!]

 

Kitchen Stories3. KITCHEN STORIES. Todo cocinillas necesita inspiración. Y de inspiración es precisamente de lo que trata Kitchen Stories. Vale, puede que de entrada te tomes esto como “otra aplicación de recetas más”. Pero te aseguramos que no lo es. De hecho, te aseguramos que la experiencia de uso de Kitchen Stories es pura maravilla y que es difícil encontrar otra app tan boniqui, usable y útil como esta. Para empezar, el propio recetario en sí está presentado con un buen gusto que encandila: en el menú principal accedes a las recetas por grupos con nombres tan apetitosos como “ideas para el desayuno y el brunch”, “pasta entre semana”, “para los más golosos”, “sopas que no fallan” y muchos otros. Eso sí: al abrir la receta es cuando empieza el verdadero festín, ya que allá encontrarás comentarios de otros usuarios, dificultad y tiempo orientativo de preparación, ingredientes (ajustables, por cierto, a las raciones que quieras cocinar, con la posibilidad de abrir tú mismo un conversor de unidades y una lista de la compra a la que puedes ir añadiendo lo que te falte), vídeos de ayuda (desde “cómo cortar el ajo” hasta “cómo machacar galletas”, en serio que no falta nada), utensilios necesarios, vino con el que maridar, información nutricional… Y, como no podía ser de otra forma, un paso a poso en el que cada paso se ilustra con una foto. Más fácil, imposible. [Más información en la web de Kitchen Stories]

No Hay Más Artículos

Send this to friend