Cuando todos esperábamos que la próxima (gran) noticia sobre Glasvegas tendría que ver con la esperadísima continuación de su debut, salta la liebre por otros derroteros… Y es que resulta que los británicos son noticia estos días precisamente porque su batería, Caroline McKay, ha abandonado la banda (durante el proceso de grabación… chungo, chungo). Ella no ha dado ningún tipo de explicación para tal decisión, aunque ante la insistencia de la prensa, Alan James (el líder de la formación) se ha declarado de la forma más educada posible: “Estamos muy tristes ante el anuncio de Caroline de abandonar la banda, ya que ella es uno de los baterías más cool del panorama. Aun así, respetamos su decisión y le decimos adiós con toda nuestro amor y suerte“. ¿Exceso de educación? Esperando que la misma McKay aclare un poco los motivos de su abandono, seguimos a la espera de nuevas noticias de ese segundo álbum que Glasvegas siguen grabando en Los Ángeles. La expectación recae ahora mismo en una pregunta: ¿quién será el encargado de substituir el estilo depuradísmo y primitivo de Caroline?

No Hay Más Artículos

Send this to a friend