Novedades Carminha se juntan con Amarna Miller para hacer una porno… Que no es una porno, sino el vídeo de su tema “Ritmo en la Sangre”.

 

Disculpen, no se dejen llevar por el titular… En realidad, Novedades Carminha no protagonizan el clip calenturiento y lúbrico de “Ritmo en la Sangre”, el nuevo sencillo extraído de Campeones del Mundo (Ernie, 2016). Aunque seguro que muchos de sus fans pagarían por ver algo así, como si fuera un sueño húmedo hecho realidad, tras ver la foto promocional de esta pieza visual (que encabeza este artículo).

Pero, finalmente, el clip no es ninguna orgía pergeñada en la esquina más sucia de la mente del Lars Von Trier de “Nymphomaniac”, sino que se reduce a la fogosa unión carnal entre la polifacética pornstar Amarna Miller y su compañero de gremio Sylvan, los cuales encarnan a una pareja que, ante los últimos estertores de su relación sentimental, deciden echar en una habitación de hotel el correspondiente polvo de despedida sin premeditación, nocturnidad ni alevosía.

Pónganse en la situación, métanse en el pellejo de dos almas que se agarran a sus cuerpos ardientes para decirse adiós con sexo, besos, caricias y sin ningún reproche. Así que aquí no encontrarán el típico desahogo guarro, sino un conjunto de imágenes explícitas pero sugerentes, delicadas y elegantes que ponen los vellos púbicos (y otras cosas) de punta y la lívido por las nubes gracias a las hábiles manos de, además de Amarna y Sylvan, Jorge Cantos tras la cámara. Sus casi cinco minutos de duración contienen más ardor y excitación que “50 Sombras de Grey” y su próxima secuela juntas.

Novedades Carminha consiguen de este modo, al igual que ocurrió con su mutado punk-rock en “Campeones del Mundo”, llevar un paso más allá la lírica de “Ritmo en la Sangre” potenciando su significado y demostrando, de paso, que otro porno es posible en el actual panorama híper-sexualizado. ¿A través de un vídeo musical? Por supuesto, aunque este sea el arriesgado primer ejemplo en la historia del rock patrio.

Según sus propias palabras, en sus inicios Carlangas, Jarri y Xavi hacían música para follar; ahora, para que otros follen… Aquí tiene la expresión ideal. Eso sí, para verla, ante las restricciones de edad, no podrán acudir a las redes sociales ni a las habituales plataformas de vídeo, sino que tendrán que seguir este link a la web del grupo. Pasen, disfruten y follen, claro.

 

0 comments
No Hay Más Artículos

Send this to friend