boyhood

La cartelera de esta semana viene cargadita de estrenos interesantes… Pero nosotros sólo tenemos ojos para “Boyhood” de Richard Linklater.

 

Vamos a darnos vidilla, porque esta semana la cartelera viene completita… Y que conste ya, así de entrada, que me estoy dejando en el tintero “Les Doy Un Año” porque puede ser la mayor bazofia de la historia o la comedia de la temporada, pero me tiene indeciso. Y supongo que parte de esa indecisión nace en el hecho de que esta semana llega a nuestra cartelera una película como “Boyhood“, que viene arrastrando desde hace meses la etiqueta de “película del año”. ¿Por qué? Porque Richard Linklater ha decidido llevar más allá la propuesta de su trilogía protagonizada por Ethan Hawke y Julie Delpy y, una semana al año y durante un total de doce años, ha ido grabando al mismo niño y a los mismos actores que interpretan a su familia. El resultado dicen por ahí que es la reflexión más elecuente sobre el paso del tiempo y el difícil arte de dejar de ser un niño de toda la historia del cine. Si esto son palabras mayores o no, lo podremos comprobar este viernes. Pero a favor de “Boyhood” hay que decir que ha levantado salvas de aplausos allá donde se ha proyectado.

 

Uno que últimamente recibe menos aplausos y más opiniones es Anton Corbijn, que en menos que canta un gallo pasó de ser uno de los fotógrafos más cool del momento a convertirse en uno de los directores más en entredicho. La culpa no la tiene tanto “Control“, que tiene su buen ratio de defensores, sino aquella “El Americano” que pasó sin pena ni gloria. Ahora es el momento de ver si Corbijn se ha recuperado o no de aquel duro golpe con “El Hombre Más Buscado“, film basado en una novela de John Le Carré (con todo lo que ello implica) y que trae una de las últimas actuaciones del añorado Philip Seymour-Hoffman. Así planteado, suena a winner. Pero ya veremos.

 

Y, por último, no podía cerrar la sección de cartelera de esta semana sin hacer mención de “Ojalá Estuviera Aquí“. El motivo principal es que viene dirigida por Zach Braff, un tipo que en su momento sorprendió a la genereación de nuevo cine indie y se anticipó al mumblecore con “Algo En Común” y que ahora se aleja del rollo veinteañero para abordar la historia de un actor y padre de familia que está en barrena. Lo hace, claro está, en tono de comedia dramática. Y aunque, como en el caso de “Les Doy Un Año“, esto podría ser una bazofia o una maravilla, el logro de su anterior film obliga a darle una oportunidad a Braff.

No Hay Más Artículos

Send this to a friend