Dum Dum Girls son uno de los claros exponentes de esa corriente new wave americana a la que tanta bola dimos (y seguimos dando) por aquí ya desde el curso pasado. Ya saben a lo que nos referimos: Vivian Girls, La Sera, Las Robertas o nuestros enchufados Best Coast… Un conjunto de agrupaciones que más allá de compartir un característico sonido que parece haberse puesto de moda sobre todo en la costa oeste americana, tienen en común el hecho de estar formados casi en su totalidad por jóvenes chicas con un declarado gusto por la música de los 60, por el pop aparentemente luminoso y feel good veraniego y por una controlada distorsión que, a su vez, también deja en evidencia el clásico poso de influencias que incorporan: Siouxsie and The Banshees, The Jesus and Mary Chain, los Ramones… Vamos, nada nuevo en el frente. Volviendo al cuarteto que nos ocupa, cabe remarcar ese fichaje por los avispados chicos de SubPop que, inmediatamente después de comprobar el éxito que habían tenido con aquel primerizo “I Will Be” (SubPop, 2010), les echaron el lazo para un futuro próximo en el que podemos apuntar, de momento, un EP a principios de año y un segundo trabajo programado para finales de septiembre. Y es ahora cuando nos encontramos con el sophomore de las angelinas, un “Only in Dreams” (SubPop / PopStock!, 2011) en el que repite a los mandos Richard Gottehrer y cuenta con la curiosidad de haber sido grabado en los estudios del gran Josh Homme también en Los Ángeles.

No hay lugar aquí para la innovación, pues este segundo trabajo de las chicas Dum Dum dista poco (por no decir muy poco) de su debut. Ya conocemos su palo: melodías aceleradas y generalmente alegres, letras de temática principalmente amorosa y canciones más bien breves… Unas pautas que se siguen casi sin sobresaltos a lo largo de las diez canciones que componen este “Only In Dreams”. Las mejoras muestras de lo dicho vienen especialmente en los primeros cortes de la mano de la inmediatez lo-fi de “Always Looking”, de la pegadiza melodía de “Bedroom Eyes” o con la sección rítmica de “In My Head”, que la mismísima y adoradísima Bethany Cosentino firmaría para la continuación de su “Crazy for You” (Mexican Summer, 2010). El momento álgido no llega, sin embargo, hasta pasado el ecuador, cuando nos encontramos con “Coming Down”, una composición que se escapa de los parámetros en los que estas chicas se venían moviendo obedientemente desde sus inicios. Se trata de un corte notablemente más largo, de tempo más sosegado y en el que las tanto las guitarras como la voz de Dee Dee (así se llama la vocalista) rinden al máximo nivel que al menos nosotros les conocemos. No obstante, resulta curioso y hasta un poco preocupante que lo que más llame la atención de este nuevo trabajo sea aquello que rompe con el estilo que caracteriza a estas Dum Dum Girls; y es que parece evidente la falta de originalidad que empieza a afectarles, sobre todo tras el boom que este sonido ha provocado en los últimos tiempos.

Only In Dreams” es un buen álbum, pero su principal problema reside en que en cierto momento llega a pasar desapercibido, pues cada canción parece un calco de la anterior y ello acaba desembocando en una colección de temas que se hacen bastante pesados de escuchar de continuo. De todas formas, no parece que el cuarteto vaya encontrar en dificultades en un futuro cercano, pues cuentan con el beneplácito no sólo de la crítica sino también de gran parte del público, ávido de sencillas canciones sin más pretensiones que las de hacer disfrutar durante un rato… Que, al fin y al cabo, es de lo que se trata. Sería interesante, sin embargo, que en próximas entregas el cuarteto angelino explotara más ese nuevo perfil que previamente comentamos en “Coming Down”: ganarían fieles a su causa, desde luego.

No Hay Más Artículos

Send this to a friend