Una vez pasada la euforia de Año Nuevo y los Reyes Magos, la demonizada cuesta de enero consigue que muchos se encuentren con los ánimos bajo mínimos y una apatía arrolladora. Con algunos kilitos de más hay que volver a adaptarse a la rutina. Para hacerlo más llevadero, aparece la cantautora barcelonesa Alícia Rey provista de temas influenciados por el folk y el pop que traen ese aura de tranquilidad y paz que tanto ansiamos. ‘‘Still the Sun is bright’’ proclama en su canción de nombre húmedo “Rain’’, la cual da comienzo a su primera demo de cinco canciones disponible gratuitamente en Bandcamp. Se ve seguida por “40 Days Younger’’ y “Our War” que mantienen la misma línea de guitarra y voz como protagonistas. “The Teeth and the Bone’’ aporta algo de variedad con la incorporación de una armónica. Para finalizar, “Sunny Day”, con sus coros pegadizos, consigue que nos quedemos con ganas de saber quién es Alícia Rey.

Sorprendentemente, lo primero que aparece al teclear su nombre en el socorrido Google es su página de Flickr con fotos de paisajes, amigos y ella misma. “¿Pero ésta no cantaba?”, pensarán algunos. Tranquilos, señores, que ahora lo que se lleva es ser polivalente. Acudimos a su canal de YouTube, dónde se pueden encontrar alrededor de cincuenta vídeos subidos por ella misma en el último año. Desde el divertido y más reciente “Cóm fer un vídeo musical seguint 5 simples passos… (Out takes)“, consistente en una cover fallida de Bombay Bicycle Club, hasta versiones serias de grupos de la envergadura de Bon Iver, Kings of Convenience u Oasis. Acompañada de sus amigos y familia, Alícia muestra una cercanía y una frescura característica de algunos artistas que no se hallan envueltos en un halo de fama. Con un espacio en SoundCloud también disponible, a Rey sólo le falta una cuenta en Twitter y una página de Facebook para hacer el póker de redes sociales básicas hoy en día.

Es inevitable la comparación con las dos “niñas con guitarra” por excelencia del panorama nacional: Russian Red y Anni B. Sweet. Voz dulce, canciones en inglés y letras melancólicas y sentimentales. Sin embargo, ahí se acaba la cosa, puesto que a Alicia todavía le queda un largo camino por recorrer (y por demostrar). ¿Se convertirá en uno de los fenómenos hype a los que tan acostumbrados estamos actualmente? ¿Evolucionará hasta conseguir un estilo propio? ¿Será una más de tantos cantantes y grupos que pasan sin pena ni gloria tras subir unas canciones a Internet? Todavía es pronto para saberlo. Habrá que aceptar su petición ‘‘don’t get me wrong, all I wanna do is sing along’’ y esperar.

[Marta Albertini]

 

No Hay Más Artículos

Send this to a friend