mariah-miguel-beautiful

Mirad, vamos a ser francos: nosotros somos fans de Miguel como el que más (así lo atestigua el espléndido Huge! que le plantamos a la review de su excelente “Kaleidoscope Dream” -RCA, 2012-) y, a su vez, estamos realmente a favor de la reivindicación de la Mariah Carey de los 90, tal y como demostró que nos tomáramos muy en serio la fascinación por esta artista tanto de Chad Valley como de Dungeonesse. Así que, cuando ayer mismo en Pitchfork distinguieron como su Best New Music la colaboración entre ambos, titulada “#Beautiful“, no tardamos en notar una dureza seria en la entrepierna. Pero, claro, luego viene cuando le das al play… y la cosa se desinfla. Porque, a ver, aquí ni se huele el coolism eufórico de Miguel. Y, por otra parte, el sonido de la Carey de los 90s puede ser muy reivindicable, pero siempre que se traiga al aquí y al ahora más estimulante. No es el caso: “#Beautiful” resulta sosa y roza lo anodino. Una pena. Porque mira que teníamos ganas de decir que M&M MOLA.

No Hay Más Artículos

Send this to a friend