greil-marcus-rock-and-roll

Greil Marcus se muestra valiente a la hora de intentar resumir “La Historia del Rock and Roll en Diez Canciones”… Si edita CONTRA, es que el intento ha sido exitoso.

 

Greil Marcus ya ha demostrado todo lo que tenía que demostrar: si se le considera uno de los periodistas musicales más importante de todos los tiempos no es por casualidad, sino porque ha firmado un cuerpo de obra crítica a lo largo de los años que se ha acabado por revelar no sólo relevante, sino imprescindible para entender el panorama de la música tal y como lo entendemos ahora mismo. Suyos son libros necesarios como “Mistery Train” o “Rastros de Carmín. Una Historia Secreta del Siglo XX“, además de múltiples monografías centradas en artistas como Elvis Presley, Bob Dylan, Van Morrisson o The Doors.

Así que, sí, definitivamente Greil Marcus se ha ganado no sólo nuestro aprecio, sino también nuestra confianza total a la hora de embarcarse en un proyecto tan personal (y puede que tan desafiante y prepotente) como este “La Historia del Rock and Roll en Diez Canciones” publicado ahora en nuestro país de la mano de CONTRA. El título lo dice todo: esta es una visión de la historia del género musical por excelencia ejemplificado a través de diez canciones que, desde un buen principio, y siempre que nos enfrentamos a este tipo de listas, sabemos que van a ser puramente subjetivas. Pero repetimos: Greil Marcus se ha ganado a pulso el permiso para ser subjetivo (y lo que le dé la gana).

Para los más curiosos, diremos que las canciones elegidas por el autor son “Shake Some Action” (de The Flamin’ Groovies), “Transmission” (de Joy Division), “In the Still of the Nite” (de Fred Parris y The Five Satins, más tarde versionada por The Slades), “All I Could Do Was Cry” (originalmente de Etta James por mucho que Beyoncé haya intentado apropiársela), “Crying, Waiting, Hoping” (de Buddy Holly), “Money (That’s What I Want)” (primero de Barrett Strong, para siempre de The Beatles), “Money Changes Everything” (de The Brains… o de Cyndi Lauper en su resurgir ochentoso), “This Magic Moment” (inmortalizada por Ben E. King y The Drifters), “Guitar Drag” (de Christian Marclay) y “To Know Him Is to Love Him” (de Phil Spector, aunque muchos la asocien a Amy Winehouse). Y si crees que esta lista ha spoileado la lectura de “La Historia del Rock and Roll en Diez Canciones“, eso es porque no conoces la pluma de Greil Marcus: el placer está en leerle. Y punto.

No Hay Más Artículos