A estas alturas de la película, a nadie le ha pasado por alto que el revival ochentero en el que vivimos inmersos ha llegado a niveles bastante surrealistas… ¿O es que soy el único que se sorprende al entrar en una tienda de lo más moderniqui y ver que en vez de un sound system como Dios manda tienen un loro gigante tuneadísimo para que reproduzca la música directamente desde el iPod (normalmente con un nivel de calidad bastante bajo)? Se acabaron los tuneos surrealistas. Y todo gracias al TDK Boombox, un sistema de sonido portátil que aúna la apariencia de un loro de toda la vida con la prestabilidad de los altavoces portátiles de última generación. El exterior, como se puede apreciar en la foto, es tremendo: los controles se han simplificado al máximo (sólo hay dos controles de aluminio giratorios y botones capacitivos que se encienden en color rojo al pasar el dedo por ellos), el ecualizador es muy llamativo y, sobre todo, los dos altavoces a una potencia de 20 W RMS prometen grandes ratos al aire libre. El TDK Boombox viene con dos entradas (una de USB y otra de audio de 3,5 mm) para que puedas conectar cualquier reproductor que se te pase por la cabeza: iPod, móviles, memorias USB… Por una vez, llevar un aparato fabricado ahora mismo va a ser más “moderno” que llevar un loro antiguo que suena como el culo.

No Hay Más Artículos

Send this to a friend