wannachef

Aquí llega lo último en la revolución foodie: WannaChef te permite escoger un chef, elegir un menú… y centrarte en atender a tus invitados.

 

La revolución foodie ha traído muchas cosas buenas, pero muy probablemente la mejor de todas sea que nos ha obligado a buscar no un estándar medianero de calidad, sino el mayor nivel de calidad gourmet posible. Esto, a su vez, tiene buenas y malas implicaciones. Las buenas no hace falta que las glosemos aquí y ahora porque las conocemos de sobra, pero hay una mala que a mi me tiene particularmente preocupado: esa sensación de que si realmente quieres hacer una BUENA cena para tus invitados, tienes que pasarte tres semanas en la cocina y más que probablemente no podrás estar por ellos durante la velada.

¿Cómo solucionar esto? Está clarísimo: contratando a un chef de confianza sobre el que descargar esta responsabilidad. Seguro que ya conocéis uno o dos cocineros que se han lanzado a este tipo de iniciativas a un nivel más local (sin ir más lejos, dos amigos de nuestra web como Les Tres a la Cuina o los Parmentiers), pero hay tanta tela que cortar a este respecto que no es de extrañar que surjan nuevas iniciativas con un punto de vista más global… Es el caso, por ejemplo, de WannaChef, que ofrece sus servicios en las ciudades de Barcelona, Madrid y Valencia (y que suponemos que no tardarán en ofrecerlos en otras urbes, evidentemente).

El funcionamiento de WannaChef es sencillo pero muchísimo más que efectivo: tú eliges el chef entre un amplio abanico de opciones, escoges el menú que más te apetezca… Y, simple y llanamente, dejas que la magia ocurra en tu cocina mientras tú estás por tus invitados. Entre los cocineros ya disponibles en WannaChef hay opciones tan interesantes como el toque alemán de Kevin Klingner, la delicadeza de Elena Bueso o el acento francés de Sebastien Gros. Pero es fácil inferir que, poco a poco, WannaChef va a ir creciendo, aumentando su parque de cocineros y propuestas y, al fin y al cabo, ¿quién nos dice que no llegará un punto en el que, para una noche en la que no nos apetece cocinar, no pidamos comida a domicilio, sino un chef a domicilio?

No Hay Más Artículos

Send this to a friend