No vamos a volver a llorar sobre el cadáver de la (pésima) distribución cinematográfica española. Ya se sabe: el público tiene lo que se merece… Y si resulta que si el público español no se merece que se estrenen en salas palículas tan significativas como “Wendy y Lucy“, será por algo. De hecho, el anterior film de Kelly Reichardt, la excelente “Old Joy“, sufrió la misma suerte y en nuestras tierras pudo verse sólo en sesiones especiales. Algo es algo… Por suerte, los tiempos cambian y, gracias a iniciativas como Filmin, la pantalla grande de las salas (y los festivales) no es la única salida para disfrutar de ese cine que, desde los márgenes, escribe la historia del medio. Desde este portal de cine online ya hemos podido disfrutar de estrenos valiosísimos (“Estigmas“, “Finisterrae“…) y ahora, por fin y por menos de tres euros, podemos pagar tributo a Reichardt y su “Wendy & Lucy“, un film que encapsula como pocos la angustia sosegada de la crisis económica en la figura de una chica a la deriva. Ojito con Filmin porque, visto lo visto, es la nueva parada obligada para todos aquellos que estábamos perdiendo la esperanza en las grandes salas.

No Hay Más Artículos

Send this to a friend