¿DE DÓNDE SALE? De la sombra de The Weeknd y Frank Ocean… Pero las comparaciones las dejamos mejor para el final. Lo que viene a cuento es que Miguel bien podríamos no tener ni repajolera idea de dónde sale porque dejándose ese nombre latino así, a secas, ha conseguido ser totalmente invisible en Google. Tampoco te alarmes, porque al fin y al cabo seguirle el rastro no es demasiado difícil debido a que desde sus inicios ha dado bastante que hablar: ya en 2006, todo un conjunto de jitazos underground llevaron la carrera de Miguel Jontel Pimentel hacia los brazos siempre ansiosos de Universal. A punto estuvo de lanzar un disco con la multinacional… Por suerte (para nosotros), la “venta” (al mainstream absoluto) nunca llegó a firmarse del todo, así que Miguel salió por peteneras de Universal y publicó su debut, “All I Want Is You“, con Jive. Fue hace un par de años. Allá ya dejaba bien claro que en su horizonte sí que podía aparecer el mainstream, pero que nunca sería más que eso: un horizonte. El corazón de la música de Miguel está repleto de ese rhythm’nu’blues al que últimamente nos hemos enganchado gracias a los ya mencionados The Weeknd y Frank Ocean, pero también de figuras menos ocultas como Usher o R. Kelly.

NOS TIENE TÓ LOCOS PORQUE… Nos parece un punto medio genial entre los excesos de lloriqueo pretendidamente sensiblero de The Weeknd y al rollito artie de Frank Ocean (que, entendednos, nos flipa, pero a veces se pasa de elegante y disoluto y parece que no le queda demasiado oxígeno en las venas). Su segundo álbum, titulado “Kaleidoscope Dream” (RCA, 2012), tiene todos los puntos, además, para arrasar en los próximos meses entre ese público de hombretones que saben remojar el chochete de sus mujerzuelas haciéndose pasar por delicados y sentimentales y poniéndoles canciones de los artistas ya mencionados en el anterior párrafo. Las mujeres, evidentemente, van a caer como moscas. Pero para saber eso sólo hay que echarle un vistazo a las fotos de promo de Miguel.

PREDICCIÓN DE FUTURO. El 22 de diciembre de esta año 2012, Miguel llamará por teléfono a The Weeknd (que, por cierto, lleva desde el lanzamiento de “Kaleidoscope Dream” comiéndose las uñas) y le dirá: “Suerte que no se ha acabado el mundo en general, cari, porque tu mundo sí que se ha acabado a la de ya. Me lo he zampado yo“. Y eso es así. Además de esto, claro, el segundo disco de Miguel lo va a petar a muchos niveles… Pero como el niño ya demostró que el mainstream no es tentación para él, acabará sorteándolo con una elegante cinta y acabará haciendo lo que le da la gana. Si lo que le da la gana es tan brillante como su segundo álbum, nosotros tan contentos.

DOS Y DOS SUMAN CINCO. The Weeknd + sequía del lacrimal + Frank Ocean + sobredosis de esa emisora de “GTA IV” donde sólo ponen a R.Kelly y a Usher = Miguel

MÁS EN SU… Facebook.

MIRA.Do You…

No Hay Más Artículos

Send this to a friend